No Hay Derecho CGT-CAT

Nos siguen robando nuestras pensiones

BARCELONA, INSS

LOGO CGT CAT INFORMAEn la última reforma de las pensiones, agosto de 2011, donde vimos recortados nuestros derechos de una manera salvaje, se permitía que los expulsados del mercado laboral antes de dicha reforma pudieran jubilarse a los 61 años y aquellos que disponían de recursos podían suscribir un Convenio Especial con la Tesorería de la Seguridad Social para incrementar la pensión de jubilación, ya que al acabar la prestación por desempleo, los desempleados de mayor edad veían como las cotizaciones de toda una vida para acceder a la jubilación se les reducían drásticamente.

Esto era así hasta ahora; a principios de este mes de agosto de 2014 la Dirección General de Ordenación de la Seguridad Social, órgano directivo dependiente de la Secretaría de Estado, ha dado instrucciones de aplicar una nueva interpretación aun más restrictiva; y lo peor es que no ha habido ningún cambio normativo, simplemente la Dirección General ha cambiado el criterio.

La Dirección General ha decidido que las aportaciones al convenio especial es como si se hubiera entrado en el mercado laboral y ya no les será de aplicación la ley antigua, sino que pasan directamente a ser considerados trabajadores en activo y, por lo tanto, les será aplicada la ley actual, más restrictiva y con peores condiciones para tener acceso a la pensión de jubilación (por el momento, se libran los procedentes de EREs). Una nueva vuelta de tuerca a la extorsión de la clase trabajadora por parte del Estado y el Capital. De hecho, la propia Seguridad Social aconsejaba suscribir este convenio especial para mantener el nivel de cotización; a los trabajadores de la Seguridad Social nos han utilizado como vehículos de un nuevo engaño.

Sin duda alguna, el objetivo de esta medida es potenciar los planes de pensiones privados que la banca tanto desea. Los banqueros no tienen fin en su objetivo de robar a la población tanto como les sea posible y además se reducen las aportaciones a la Seguridad Social con lo que el Fondo de Reserva de las pensiones de la Seguridad Social, que ha sido desvalijado por este gobierno en numerosas ocasiones, cada vez estará más menguado.

Ahora que desde el gobierno nos emplazan a la fiesta de “su” recuperación económica, ahora que ya han logrado reestructurar las relaciones laborales dejándolas en imposiciones empresariales, ahora que han desmantelado las prestaciones sociales para beneficio del sector privado, ya no queda ninguna duda de que ningún gobierno defiende a la población en general, sino que únicamente la explota y domina. Penalizar a los trabajadores que suscriben un convenio especial, en lugar de facilitarlo y premiarlo como alternativa a los planes privados, es una demostración de su vileza.

En el imaginario social está calando la idea que lo público se acaba, es ineficiente y que además los servicios públicos son prerrogativas que el estado o el gobierno nos han ofrecido por su buena voluntad. Nada nos parece más peligroso que olvidar que son derechos de las clases populares y trabajadoras, conseguidos a base de lucha y solidaridad. Los servicios públicos son nuestros, nunca ningún gobernante ni estado ni
empresario ha regalado nada, y si hay alguna duda consultemos las hemerotecas de estos últimos años y solo leeremos las prebendas que han regalado al mundo empresarial y financiero. Si a ellos se los han dado, a nosotros nos los han quitado.

CGT defendemos que todas las personas, independientemente de cotizaciones o vidas laborales, habrían de tener cubiertas las necesidades básicas a través de lo que llamamos Renta Básica.

Barcelona, 8 de agosto 2014

Deja un comentario